Sama Vritti Pranayama: Equilibrio Interior

Encuentra el silencio y el descanso en tu corazón proporcionando el reposo y la quietud necesaria a tu mente y, en consecuencia, a tus pensamientos creando un perfecto equilibrio interno. Esta respiración nos ayuda a equilibrar la mente y también nuestro sistema nervioso aportándonos concentración, foco y atención plena.

Estas últimas semanas hemos experimentado, vivenciado, sentido y comprendido la medicina del elemento aire. El alimento nos conecta con la Tierra y la respiración con el Cielo.

El aire nos abre las puertas a nuestro plano mental, a las ideas y al intelecto. Nos proporciona la capacidad de ver claramente, más allá de lo que es visible a nuestros ojos.

Cuando el aire no está en equilibrio con el resto de elementos dentro de nosotros entonces nos quedamos atrapados en nuestros pensamientos e ideas, sin bajarlos a tierra y manifestarlos. Por ello, nuestra mente va creando un pensamiento tras otro y entrando en preocupaciones y miedos innecesarios, siendo una fuente de sufrimiento y estrés.

Es importante crear una distancia sana entre lo que pensamos, lo que sentimos y lo que verdaderamente somos para alinearnos con nuestro propósito de vida, con todo lo que nos rodea conectando con nuestra propia alma, nuestra propia esencia.

¿Cómo conectar con nuestra alma?

Liberándonos de nuestros miedos y creando paz interior. Lo que implica conectar con el canal, con el flujo de vida, creando un profundo equilibrio interior.

En las clases de Yoga Integral hemos profundizado en aquellos Pranayamas (ejercicios de respiración dirigida) que crean equilibrio y armonía interna.

Creando armonía interior nos sentimos en unidad con el exterior, en nuestro día a día, en nuestras relaciones y situaciones de vida. Y tan sólo hay que crear equilibrio y belleza en nuestra respiración. Así como respiramos, es así como respiramos la vida.

Quiero proponerte un sencillo ejercicio de Pranayama, la Respiración Cuadrada (“Sama Vritti Pranayama”). La Respiración Cuadrada consiste en igualar los tiempos de las cuatro fases respiratorias. Esta respiración nos ayuda a equilibrar la mente y también nuestro sistema nervioso aportándonos concentración, foco y atención plena. Aquí te dejo un ejemplo:

INSPIRACIÓN

RETENCIÓN AL LLENO

ESPIRACIÓN

RETENCIÓN AL VACÍO

5 segundos

5 segundos

5 segundos

5 segundos

Te invito a practicar estos días e incluir en tu día a día este sencillo Pranayama. Al crear armonía en cada una de las fases de la respiración crearás equilibrio en tu sistema nervioso, conectando el sistema simpático y parasimpático a través de la inspiración y la exhalación. Existe equilibrio en tu mente, conectando el hemisferio derecho e izquierdo del cerebro. Sentirás paz en tu cuerpo, conectando el lado izquierdo y derecho de tu cuerpo.

Encuentra el silencio y el descanso en tu corazón proporcionando el reposo y la quietud necesaria a tu mente y, en consecuencia, a tus pensamientos creando un perfecto equilibrio interno.

¡Que lo disfrutes!

Estaré encantada de que compartas tu experiencia conmigo añadiendo tu comentario al final de esta página.

Si estás interesad@ en profundizar en este y otros aspectos accede a nuestra agenda e infórmate de todas nuestras actividades

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Suscríbete

Recibirás artículos de blog sobre yoga y vida con consciencia. Además serás el primero o primera en enterarte de nuevas clases y ofertas.